Click acá para ir directamente al contenido

Martes 25 de agosto de 2015

GASTRONOMÍA | Disfruta la comida: la tendencia de comer lento

Sus adeptas aseguran que es una forma sencilla de controlar el peso sin pasar hambre.

¡Olvídate de las dietas complicadas! Un tendencia que está ganando adeptas entre las que odian pasarse la vida contando calorías es dedicar al menos veinte minutos a cada comida, es decir volverse una 'slow eater' o 'comedora lenta'. Según quienes lo practican, es una forma sencilla de controlar el peso sin pasar hambre. La idea es que las personas aprendan a saborear la comida y vuelvan a valorar el hecho de que sentarse a comer es una instancia en la que no solo nos alimentamos, sino también compartimos. 

Actrices famosas ya se han apuntado a esa forma de comer "mediterránea" -que en los EE.UU. es lo mismo que decir civilizada y "culta"-, y hasta la ciencia apoya la idea: un nuevo estudio publicado este mismo año ha observado que la gente que come rápido tiene el triple de riesgo de exceso de peso que la que come despacio.

Los beneficios del 'slow eating' son fáciles de entender:

→ Primero, educas a tu paladar al enseñarle a interiorizar sabores y texturas.

→ Segundo, evitas comer compulsivamente ya que el estómago tardar 20 minutos en enviar la señal de saciedad al cerebro.

→Y tercero, digieres mejor los alimentos y tienes menos problemas gástricos. ¿Qué mejor?

Imagen foto_00000010


Acá, una infografía con consejos para disfrutar la comida.

1. Siempre trata de sentarte a comer en una mesa. No al frente de un computador ni de pie. 

2. Limpia el lugar en el que vas a comer, es una forma de honrar el alimento que comerás.

3.
Arma tu espacio, aunque comas solo. 

4.
 Antes de sentarte, procura tener todo para que no te vuelvas a parar.

5. Procura comer en un lugar iluminado o donde la luz sea de tu agrado.

6. Si puedes escucha música de tu agrado. 

7. ¡Desconéctate! Trata de no usar el teléfono ni nada por el estilo. ;)
 

SEGUIR LEYENDO