Click acá para ir directamente al contenido

Miércoles 11 de mayo de 2022

Cumplía arresto domiciliario: líder de Pussy Riot logra escapar de Rusia disfrazada de delivery

Pussy Riot, fuga, Rusia.

Maria Alyokhina, también conocida como Masha, burló la represión local y contó su escape de película desde Lituania.

La líder de Pussy Riot, Maria Alyokhina, puede jactarse de estar viviendo un presente de película.

La música, también conocida como Masha, logró fugarse de Rusia -su país, donde cumplía arresto domiciliario- de una manera increíble: abandonó su smartphone, se disfrazó de repartidor de delivery y cruzó fuera de las fronteras locales.

Ese es el resumen de una historia fascinante que contó a New York Times desde Vilna, la capital de Lituania.

Alyokhina se encontraba privada de libertad total tras publicar un alegato en favor de la liberación de presos políticos -o "simbología nazi", como se le acusó en Rusia-. Intentó fugarse dos veces, hasta que la tercera fue la definitiva.

"Ha sido muy mágico, como una novela de espías", dijo al medio citado anteriormente, y en medio de un relato que incluye la ayuda de un amigo islandés y un visado exclusivo de un país desconocido para evitar una crisis diplomática que fue introducido de contrabando en Bielorrusia. 

Masha también tuvo palabras para el presidente de Rusia, Vladimir Putin, uno de sus principales enemigos y responsable también de su profundo activismo.

"Desde aquí parece un gran demonio, pero está muy desorganizado cuando lo ves desde dentro. La mano derecha no sabe lo que hace la mano izquierda", aseguró la artista.

SEGUIR LEYENDO
Tags: Rusia Putin