Click acá para ir directamente al contenido

Lunes 30 de marzo de 2020

Esposo de mujer con COVID-19 que fue al Jumbo: "Pedimos los permisos por Comisaría Virtual y no hubo ninguna oposición"

La mujer, por su parte, aseguró que pese a que "cuando uno cumple los 14 días puede salir", fue a hacerse un control médico para ver que todo estuviera bien.

El fin de semana se desató un conflicto que terminó en la evacuación del Jumbo del mall Alto Las Condes y una querella del Ministerio del Interior. Una mujer de 62 años, que debía estar cumpliendo cuarentena por estar contagiada con COVID-19, intentó entrar al lugar y, a pesar de que no pudo, sí lo hicieron su marido y su hijo, quienes son contactos estrechos. 

Tras esta polémica, Mireya Dañobeitía junto a su esposo, Marco Bravo, hicieron sus descargos en conversación con La Segunda. 

A Dañobeitía, quien es doctora, se le acusa de haber estado en un lugar público pese a estar en cuarentena por coronavirus y no exhibir los permisos para transitar en una zona de cuarentena total, como lo es la comuna de Las Condes. 

"Eso es falso. Nosotros los mostramos (los permisos), pero Carabineros no nos dejó hablar. Nos decían que no les mostráramos nada porque estábamos infringiendo la norma. No tuvimos derecho a pataleo", aseguró Bravo. 

Según la versión de Dañobeitía, el sábado 28 de marzo, cuando todo ocurrió, se cumplían 14 días desde que fue emitida su licencia por COVID-19. Ese día, entonces, fue al doctor para ver que todo estuviera en orden y estar segura de que podría volver el lunes a su trabajo. 

"Pedimos los permisos por Comisaría Virtual y no hubo ninguna oposición, simplemente nos emitieron los permisos. Si el sistema nos hubiese dicho 'usted no puede salir porque tiene contacto con covid positivo', no le quepa ninguna duda que no hubiésemos salido", señaló Bravo. 

"La única falta de ella puede haber sido que salió al límite de que se terminara su licencia. Esa es la única falta que reconocemos. Pero fue para ir al médico y confirmar que hoy podía volver a trabajar", agregó el esposo de Dañobeitía. 

CONTROL MÉDICO

La razón por la que Dañobeitía estaba en el lugar, comentó, fue porque asistió a un control médico en Integramédica que queda dentro del mall. Ahí, sostuvo, "pedí que me tomara un examen y por eso me dio siete días más de licencia para hacerme una radiografía". 

Además, la mujer señaló que "el primer médico me dijo que con los días de cuarentena eran suficientes. Pero por ser médico, soy más responsable... tengo que tener un papel en la mano que me diga que estoy sana. Por eso me dirigí allá. De hecho no se pide ningún papel; cuando uno cumple los 14 días puede salir. Mi licencia tiene fecha 14 de marzo". 

ENTRADA AL SUPERMERCADO

Según relatan, dentro del plan no estaba que Dañobeitía ingresara al supermercado. "Ella nos iba a avisar por WhatsApp cuando se desocupara. Pero un detalle que pasamos por alto es que ella andaba con la tarjeta de crédito. Entonces nos comunicamos y me dijo que bajaría de Integramédica para pasarme la tarjeta", contó Bravo. 

"Ella conoce perfectamente la situación, porque es médico. Había tomado todas las precauciones: mascarilla, alcohol gel... pero al intentar ingresar para ubicarme la detuvieron", añadió el esposo. 

SEGUIR LEYENDO