Click acá para ir directamente al contenido

Martes 13 de febrero de 2018

VIDEOS | Denuncian presencia de gusanos en leche entregada en consultorios de Santiago

Cuatro madres de cuatro comunas diferentes relatan sus casos.

Desde que su hija tiene un año, Natalia Díaz va a buscar leche al Consultorio Michelle Bachelet de Maipú. Natalia es madre soltera, por lo que la ayuda del consultorio es clave en sus gastos mensuales.

Ahora su hija tiene más de dos años y los problemas se hicieron inevitables. "Yo ya llevaba un par de días ocupando la leche cuando, un día en la mañana, voy a prepararle su leche y veo algo negro; como la punta de un fósforo quemado o algo así. Lo toco y me extrañó porque era algo duro, entonces saqué otra cucharada de leche y sale otro de estos grumos. Los pongo a la luz y se movían. Obviamente no le di leche y dejé los bichos en un plato. Se los mostré a mi abuela, quien me dijo que parecían gorgojos", relata.

Natalia cuenta que revisó inmediatamente la despensa para confirmar que otros productos que tenía en su casa no estuviesen en esas condiciones, sin embargo, solamente era la leche. Ni los fideos ni el arroz tenían.

"Me dio asco pensar que le pude haber dado uno a mi hija y también lata por no poder comprarle algo mejor, porque soy madre soltera, entonces imagínate los gastos de tener una hija", confiesa, a lo que agrega: "Uno trata de ahorrar algo, pensando que debería ser mejor en el consultorio".

"Me dices: está pasando esto, pero yo te pregunto: ¿dónde está?". Esa es la respuesta de Tamara Riquelme, directora del Consultorio Michelle Bachelet. La psicóloga menciona que es primera vez que escucha algo así. "El control que tenemos nosotros como establecimiento es bastante estricto. Las leches que vienen con algunas alteración se considera como merma y eso es inmediatamente apartado del despacho diario de la leche, entonces, primera vez que escucho algo así", dice.

"Tendría que saber quién es la usuaria para saber si pertenece a nuestro Cesfam, aquí se confunden mucho con el otro consultorio Doctora Bachelet, que queda en otra comuna", dice. Al especificarle que el caso es en su consultorio en Maipú y no en otro, justifica diciendo que tienen "una bodega súper limpia".

"Tendría que ser que una partida de leche venga con esta alternación. Es muy extraño. Si esto está pasando acá al abrir la leche, lo más probable es que esté pasando a nivel nacional ya que la leche no se hace en Maipú si no que se hace en una central nacional", analiza.

"Mi modo de ver la situación es que no ha ocurrido, porque no hay ninguna prueba tangible, no hay ninguna muestra, la mamá debería haberse acercado con el producto alterado. Es raro que llame a una radio para denunciar esto y no haya denunciado al Cesfam o a la autoridad sanitaria". "No me parece que esté ocurriendo realmente. No tengo ninguna prueba de que esto esté ocurriendo", repite.

*

Constanza Barros tiene una hija de cuatro meses. Cuando su bebé tenía solo un mes, fue a buscar la leche para mamás que le dieron en el Consultorio Steeger, en Cerro Navia. Cuenta que le dieron esa leche para mejorar los niveles de calcio y otras vitaminas de su cuerpo y que así la leche de ella fuese más nutrida para su bebé.

"Yo abrí la primera leche cuando me iba a hacer desayuno y me di cuenta que estaba llena de gusanos. Me dio asco", relata. "Me di cuenta a tiempo y fui a reclamar y la señora del mesón del consultorio me recibió la leche mala, escuchó mí reclamo y me paso otras. Luego me di cuenta que venían iguales. De ahí fue mi pareja a reclamar y no le dieron una solución así que comenzamos a comprar leche líquida. Yo en ese momento me sentí con mucha rabia. Imaginar que mi bebé hubiese estado más grande y quizás le hubiese tocado una leche con gusanos".

Desde el consultorio responden que no tenían información al respecto: "No hemos recibido quejas", dice Peggy Ugalde, directora del Centro de Salud Steeger desde el año 2014. "Es posible que ocurra, por su puesto. Nosotros somos intermediarios en el fondo entre el seremi de salud, que son los encargados de la distribución de los alimentos. Nos llega semanalmente un camión con todos los alimentos y la distribución se hace en el centro. No hay sobre stock. No hay acopio de mucho tiempo. Nuestra sala de bodega y nuestra sala de entrega tienen las condiciones regularizadas de mantención y bodegaje. Cumplimos todas las condiciones", concluye la asistente social.

"Esa leche que dan es una gran ayuda y que venga mala es algo penoso". En marzo le toca recibir leche nuevamente y dice que irá a recibirla, pero que si viene mala, empezará a comprar.

*

El 14 de diciembre, un sobre de leche en polvo entregado en el consultorio de San Gerónimo de Puente Alto venía con bichos en su interior. Kathia Luque tiene 8 meses de embarazo y una amiga le entrega la leche fortificada que le dan en el consultorio San Gerónimo. Un mes más tarde abrió uno de los sobres y se sorprendió con lo que encontró en su interior. "Yo vacío la leche en un tarro para que tenga mejor almacenamiento y al vaciar el tarro me di cuenta que había un gusano vivo. Grabé inmediatamente y saqué fotos".

Cecilia Clavero lleva ocho años como directora del Centro de Salud San Gerónimo. "Yo supe que andaba un rumor, pero no me llegó directamente el reclamo. No te puedo contestar más porque tengo que hacer la investigación oficial para saber de qué lote se trata, en qué condiciones estuvo", dice la enfermera.

"Está todo reglamentado por normativa ministerial, bodegas correspondientes y lugares adecuados. Llevamos 30 años entregando alimentos. Si venía dentro de un envase cerrado no es tema de nuestro centro, si no del lugar donde se almacenó", concluye.

*

"Hay un gusano en la leche que retiré hace menos de una semana en el consultorio Bellavista, en La Florida". Así comienza el relato de Nataly Valdebenito, quien grabó un video tras encontrar un gusano en la leche que le entregaron en ese consultorio el día 17 de enero.

"Luego llamé al consultorio y me dijeron que debía llevar la leche y nada más. Ni siquiera me preguntaron si mi hija había tomado ya de esa leche, si estaba bien o había presentado malestares, nada. Solo que les llevará la leche y ellos me la repondrían", dice enojada.

"Me da rabia e impotencia porque sé que es un beneficio que entrega el gobierno, pero de igual manera deberían fiscalizar este tipo de alimentos. Más aún cuando es distribuido a los más pequeños. Y me sorprendió en primera instancia que no haya sido yo la única. Quizás el consultorio es responsable por el almacenamiento o quizás los distribuidores, no lo sé, pero creo que merecemos una explicación", pide Nataly.

Desde el Consultorio Bellavista nos informaron que ellos no pueden hablar en estos casos, y que las declaraciones debían darlas desde la Corporación Municipal de La Florida, con quienes no pudimos contactarnos.

 

SEGUIR LEYENDO
Tags: Denuncia salud