Click acá para ir directamente al contenido

Viernes 25 de mayo de 2018

"Un nuevo enfoque inclusivo en género, feminista interseccional y disidente": El petitorio tras la toma de la Casa Central UC

Esta sería la primera toma que se registra en ese campus desde el año 1967.

A las 07:00 horas, aproximadamente 100 alumnos y alumnas de distintas carreras de la Pontificia Universidad Católica de Chile se tomaron la Casa Central de este centro de estudios. Según medios como El Mostrador, esta sería la primera tomar en ese campus desde el año 1967.

Daniela Pino, una de las dirigentas de la manifestación, declaró a Radio Biobio que la medida se tomó después de que el rector Ignacio Sánchez no se reuniera ayer jueves con mujeres que buscaban entregarle un petitorio sobre la materia.

Con un cartel colocado en el frontis, se anunciaba una Toma Feminista, que fue acompañado por un extenso petitorio para las autoridades de la PUC:

– Generar un nuevo protocolo UC que resguarde a los estudiantes, funcionarios y académicos según sus necesidades.
– Abrir mesas de trabajo y discusión multiestamentales por facultad, donde se discuta el protocolo continuamente.
– Creación de un departamento especializado para llevar el proceso de protocolo y acompañar a la víctima, oportuna y cabalmente.
– Cualquier persona envuelta en un proceso de investigación deberá ser suspendido de su
cargo y de ser declarado culpable ser desvinculado de la universidad.
– Entrega de reglamento de comportamiento a todo funcionario, adacemico y estudiante UC.
– Transformación de la educación hacia un nuevo enfoque inclusivo en género, feminista interseccional y disidente.
– Instauración de cuotas de género y disidencia en cargos académicos y administrativos.
– Creación e implementación de un nuevo ramo de género obligatorio para todo el alumnado.
– Uso de lenguaje inclusivo en todo nivel.
– No más discriminación en evaluaciones.
– Equilibrar el género en las bibliografías de las asignaturas para lograr ser más inclusivas.
– Realización de capacitaciones multiestamentales sobre violencia de género y respeto a las disidencias.
– Encuestas docentes transparentes y obligatorias que midan la discriminación, haciéndola visible y sancionable.
– Mayores beneficios y más igualitarios para padres y madres en la institución.
– Aceptación del nombre social de cualquier persona transgénero.
– Mayor tolerancia y respeto a nivel salud para género femenino y disidencias.
– Implementación de herramientas inclusivas para la disidencia y diversidad funcional en todas las facultades.
– Mayor inclusión e infraestructura para disidencias funcionales.

 Hasta el momento no se registran incidentes y tampoco se ha ordenado el desalojo de las estudiantes.

SEGUIR LEYENDO