Click acá para ir directamente al contenido

Martes 2 de enero de 2018

Neozelandeses le tuercen la mano al sistema y construyen isla para evadir veto al alcohol de año nuevo

Un grupo de amigos decidió tomar el control del asunto y pasar las 00:00 horas celebrando como se debe.

El Año Nuevo está fuertemente relacionado con el consumo de bebidas alcohólicas, destapando cuanta botella haya para celebrar la llegada de un nuevo ciclo. Sin embargo, en Nueva Zelanda la situación este año fue más controlada, con una prohibición de beber en espacios públicos durante los festejos.

Ante esto, un grupo de amigos viviendo en la península de Coromandel decidió burlar a las autoridades de una forma un tanto insólita: En la víspera del 2018, construyeron una pequeña isla de arena en la costa, y aprovechando que la marea estaba baja, se instalaron arriba de esta para esperar los fuegos artificiales con unas cervezas.

Los amigos argumentaron que, como estaban en aguas internacionales, el veto de alcohol no aplicaba a ellos. Pese a que bajo ninguna perspectiva legal esas eran 'aguas internacionales', la policía se lo tomó con humor y los dejaron seguir con sus festejos en su pequeño islote.

De hecho, según dice la BBC, los neozelandeses se oponen fuertemente al veto de alcohol, asegurando que desvía la atención de la policía de temas más importantes. Bueno, al menos el ingenio de unos les permitió recibir el Año Nuevo como se debe.

Imagen foto_00000030

Imagen foto_00000001

SEGUIR LEYENDO
Tags: Año Nuevo