Click acá para ir directamente al contenido

Lunes 5 de febrero de 2018

La carta que Juan Carlos Cruz envió el año 2015 al Papa denunciando el encubrimiento del obispo Barros

Siguen las repercusiones por el caso Karadima.

 La visita que el Papa Francisco hizo a nuestro país en enero estuvo marcada por la presencia de Juan Barros en las distintas actividades con el Sumo Pontífice. El obispo de Osorno ha sido acusado por las víctimas de Karadima de encubrir los abusos del ex párroco de la Iglesia de El Bosque.

En ese contexto, pese a después pedir perdón, Francisco I defendió al obispo Barros mientras estuvo en Chile. "No hay ni una sola prueba y todo es calumnia. ¿Está claro?", dijo el Santísimo. A esto agregó: "El día que me traigan una prueba contra el obispo Barros, ahí voy a hablar".

Pero, según publica Emol, el 2015 el Sumo Pontífice recibió una carta de parte de una de las víctimas del ex sacerdote, Juan Carlos Cruz, donde se describía con detalle los abusos sexuales que sufrió y cómo las autoridades eclesiásticas chilenas intentaron ocultarlo, contradiciendo las palabras de Francisco, respecto a que ninguna víctima había reportado lo ocurrido.

"Santo Padre, una cosa es el tremendo dolor y angustia del abuso tanto sexual como psicológico al que fuimos sometidos, pero quizá hasta peor es el terrible maltrato que hemos recibido de nuestros pastores", dice Cruz en la carta, para luego cuestionar la conducta tanto de Barros como de los actuales obispos Andrés Arteaga, Tomislav Koljatic y Horacio Valenzuela. "Ellos estaban cerca y a veces parados a nuestro lado cuando Karadima nos abusaba. Incluso, Santo Padre, ellos eran tocados en forma muy inapropiada por Karadima", afirma.

 Revisa la carta completa a continuación:

SEGUIR LEYENDO