Click acá para ir directamente al contenido

Viernes 9 de mayo de 2014

Dieta USP es peligrosa!

Imagen foto_00000001

La dieta USP, de la Universidad de Sao Paulo, fue una de las más populares en los años 90, debido a que promete bajar 15 kilos en tan sólo 2 semanas. Esta dieta se basa, principalmente, en sólo tres comidas, cuya base es el café y cómo componente proteico, el huevo y jamón. Sin embargo, los especialistas no la recomiendan y la tildan de peligrosa.

Por esta razón, conversamos con Dominique Jury, nutricionista del centro CkinMed, quien nos comentó los daños que nos provoca esta dieta y qué debemos hacer si queremos bajar de peso.

La especialista nos afirmó que la pérdida de peso es "provocada por el sólo hecho de ser una dieta altamente restrictiva, con ayunos prolongados. Esto va a producir que la disminución del peso sea provocada por la pérdida de líquidos y masa muscular, no por la grasa".

Como consecuencia de la escasez de nutrientes distribuidos al cerebro, producto de esta extravagante dieta, podemos sufrir daños neurológicos.

La nutricionista advierte que este tipo de dieta "nos puede provocar estrés, ansiedad, cansancio, malestares e irritabilidad, porque al cerebro no le llega una nutrición óptima".

Además de provocar estos efectos negativos en nuestro organismo, al ser altamente proteica, esta dieta puede traer complicaciones como insuficiencias renales y cardiacas. Por lo tanto, la nutricionista advierte no optar por este tipo de dietas, y que mejor basemos nuestra alimentación en el consumo de alimentos balanceados.

En un plan alimenticio saludable, explica la especialista, "se recomienda realizar cinco tiempos de comida: desayuno, colación de medio día, almuerzo, colación de media tarde y cena, evitando el ayuno por más de cuatro hora. De tal modo que el metabolismo se mantenga siempre funcionando y así evitar que se transforme en un metabolismo de tipo 'ahorrador' de calorías".

El plan tiene que ser en base a porciones medidas de carbohidratos, como arroz, papas o fideos, y de proteínas, como las carnes rojas o blancas, huevo o leche, siempre acompañado de verduras y frutas.

SEGUIR LEYENDO
Tags: Dieta