La ciencia lo demostró: el queso es tan adictivo como las drogas

29/01/2018

La ciencia lo demostró: el queso es tan adictivo como las drogas

No es nuestra culpa, ¡somos adictos!

Queso en un aliado, queso en una pizza, tabla de quesos, queso Cheddar, queso Edam, hamburguesa con doble queso, queso Brie, queso de cabra, pasta con salsa de cuatro quesos, queso Gauda, queso rallado en una fajita, lasaña con queso gratinado, queso queso queso...

¿Se te hizo agua la boca? Todo tiene una explicación científica. Sucede que el queso estimula las mismas partes del cerebro que algunas drogas. 

Un estudio realizado en la Universidad de Michigan y publicado en la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos (o sea, es una investigación seria, aunque no lo crean), analizó por qué algunas comidas producen comportamientos adictivos. 

Los científicos descubrieron que mientras más procesada y grasosa es la comida, es más posible que cause adicción.

Así, el estudio reveló que las comidas más adictivas contienen queso. Esto es, en parte, porque el queso contiene una alta concentración de caseína, una proteína que se encuentra en la mayoría de los productos lácteos y que estimula los receptores de opioides de tu cerebro. Esto genera el antojo y la ansiedad de querer más y más.

 Ahora entendemos por qué nadie es adicto a los bastones de apio.

Tags

Cargando...